BBVA Research ha subrayado este lunes que el “buen tono” experimentado por el mercado inmobiliario en el primer semestre de 2017 confirma las expectativas de la entidad para el conjunto del ejercicio, periodo para el que pronostica cerca de 500.000 operaciones. Según datos del Consejo General del Notariado, en los seis primeros meses del ejercicio se vendieron casi 265.000 viviendas, lo que representa un incremento interanual del 15,5% “gracias a la buena marcha de la economía y los bajos costes de financiación”.

De este modo, se cierra un semestre “positivo” en el que se consolida la tendencia de crecimiento y se avanza según la previsión esperada de 500.000 viviendas vendidas en el conjunto del ejercicio, según el Observatorio Inmobiliario de España, elaborado por BBVA Research. En el mes de junio se vendieron 51.477 viviendas, un 17,4% más que hace un año y, corregida la estacionalidad y los efectos calendario de la serie, las ventas crecieron el 5,4% respecto al mes anterior, rompiendo con la tendencia negativa observada en abril y mayo.

El comportamiento de la venta de viviendas sigue acompañado de la buena evolución de la actividad económica, con un crecimiento del PIB del 0,9% en el segundo trimestre y con cerca de 377.000 nuevos empleos creados en los siete primeros meses del ejercicio. Además, otros indicadores, como la confianza del consumidor o la confianza industrial, siguen situándose en niveles máximos, “descontando más crecimiento económico para los próximos trimestres”. Por su parte, los costes de financiación volvieron a marcar un mínimo histórico en julio, de modo que el tipo de los préstamos libres para la adquisición de vivienda de hogares se situó en el 2,2% en julio.